La últimas

3 de febrero de 2017

Trump planea eliminar regulaciones a Wall Street

Las regulaciones, detestadas por Wall Street y los legisladores republicanos, buscaban evitar un nuevo colapso de la economía.

El presidente Donald Trump podría anunciar este viernes el inicio de un plan para desmantelar las regulaciones financieras que han regido sobre Wall Street desde la crisis financiera de 2008.

La acción iría de acuerdo a sus promesas de campaña de derogar la Ley Dodd-Frank y reemplazarla con nuevas políticas de crecimiento económico y creación de empleos.

La "Ley Dodd-Frank de reforma financiera y de protección de los consumidores" —que debe su nombre al senador Chris Dodd y al congresista Barney Frank— frecuentemente ha sido llamada la ley “Obamacare para los bancos”.

Según reportes de prensa, el presidente estaría planeando firmar dos acciones ejecutivas: una para solicitar recomendaciones de cambio a la ley y otra para ordenar al Departamento de Trabajo cesar la implementación de una regla impuesta por la administración Obama sobre el retiro de los asesores de inversiones, que está supuesta a entrar en efecto en abril.

Las regulaciones, detestadas por Wall Street y los legisladores republicanos, buscaban evitar un nuevo colapso de la economía.

Trump y sus asesores, algunos de los cuales han trabajado con y para Wall Street, piensan que la ley es una carga innecesaria sobre las empresas financieras y los consumidores.

La firma de las acciones ejecutivas tendrá lugar luego de una reunión prevista con ejecutivos de algunas de las empresas más importantes de Estados Unidos, incluyendo a JP Morgan, Chase, Blackstone, IBM, Tesla y General Motors.

La firma será precedida también por la publicación del informe sobre creación de empleos del Departamento de Trabajo, cuya exactitud, al menos en los tiempos de Obama, ha sido cuestionada por el presidente.

El lunes, el presidente Trump dijo que la ley Dodd-Frank es un “desastre” y prometió “hacer una gran cosa con ella”, pero los cambios seguramente desatarán la ira de los demócratas y de los defensores del consumidor que antes se han quejado que la ley no va lo suficientemente lejos para controlar a los bancos.
Publicar un comentario